15 de dic. de 2014

QUILMES 0 – RIVER 1

A River le faltaron Mercado y Teo Gutiérrez y durante el desarrollo del partido contra un rival menor, puso en dudas si finalmente lo ganaría, como lo hizo gracias a la bala que despachó Pisculichi. 

Reapareció en River un modo pre-Gallardo de falta de asociación, masiva entrega de pelotas al rival, falta de contundencia en la llegada y hasta dio espacios para que llegara el rival. River cerró su semestre desdibujado respecto del  River que apareció en la segunda fecha del torneo que finalizó ayer.

Además, el trago amargo de que este torneo era nuestro pero que lo entregamos contra Olimpo. Un error del cuerpo técnico, puso 8 suplentes contra Olimpo y los reemplazos los realizó con más suplentes. Esos dos puntos que resignamos allí nos costó el torneo. Contra Racing, puso 5 suplentes y el partido más o menos controlado, pero un de Funes Mori entregó el resultado. Había ocurrido en otros tres partidos anteriormente. A tres fechas del final se entregó el torneo a un Racing en ascenso aunque con tanta suerte como habilidades propias.

Así las cosas, cerramos el año con el torneo del primer semestre y la Copa Sudamericana y una agenda internacional nunca vista. Quedamos afuera de la Copa Argentina –de menor cuantía- y del torneo del segundo semestre, tal como queda dicho.

¿Qué nos queda? Dos títulos y una fuerte esperanza de haber encontrado un conductor ganador, el que debe de haber hecho un curso acelerado en el torneo que pasó y que se podrá capitalizar en el 2015. Y vaya que lo necesitaremos por la apretada agenda que manejará River.

Nos deja este año una cantidad de jugadores que prometen desplegar mayor volumen de juego asociado, de individualidades que den  la chispa necesaria en cada momento. Siempre y cuando River no salga a rifar a sus jugadores tal como hizo José María Aguilar y Daniel Alberto Passarella. Por el contrario, si empiezan a emigrar los Vangioni, Sánchez, Teo, Kranevitter, Barovero, River deberá empezar nuevamente y sufriremos por los resultados.  Pero en este tiempo de fin de año, supongamos que nada de eso ocurrirá y la actual conducción riverplatense apostará a tener ingresos por copero antes que por vendedor. Ilusionarnos es legítimo y, tal vez, logremos revertir aquellas políticas que, finalmente, nos llevaron a la Be.

Saludo riverplatense en estas fiestas. A disfrutar de un excelente año futbolístico y aún mejor por las expectativas y esperanzas que abrió.





10 de dic. de 2014

CAMPEOOOOONES
CAMPEOOOOONES
CAMPEOOOOONES


Y se logró quebrar 17 años sin copas internacionales con el triunfo ante Atlético Nacional de Medellín, Colombia. Y de la mano del Muñeco. Con Ramón, se ganó el torneo local del primer semestre. Con el Muñeco, se ganó la Sudamericana.

Un equipazo, con altibajos individuales pero con funcionamiento de equipo, sosteniéndose unos a otros. Más allá de las individualidades, el equipo es el que respondió. Y es un gran logro del Muñeco.

Otro logro, ha sido que la pelota parada ya superara una expectativa antigua de ser peligrosa. En este tiempo, la pelota parada ha sido crucial en el camino a la Copa. Y esto ha sido trabajo, por un lado, y talento de Piscu, por el otro. La bronca de Armani cuando le meten el segundo gol, también de un corner, también con salto en medio del área y adentro, es revelador de lo que decimos.

Y en el trayecto a la Copa, Barovero ha sido la individualidad descollante y fundamental: se le debe más de un partido a sus oportunas intervenciones.

Hay una chance para lograr el torneo local. Hagamos fuerte para que se dé. Sería un cierre brillante del Muñeco y del equipo.

El Muñeco ha sido todo un suceso: por conformar un equipo contundente, ambicioso, ganador, con juego y exquisiteces. Ha sido un refresco para el fútbol argentino. Y tenemos esperanzas de poder disfrutar en el 2015 aún mucho más.

El Muñeco hizo funcionar a jugadores que durante la etapa anterior era difícil integrarlos. En altri tempi nos quejábamos de la falta de funcionamiento como equipo, cosa que el Muñeco no más arrancar el torneo local mostró algo diferente.

¡Vamos River!




30 de nov. de 2014

RIVER 3 - BANFIELD 2


En el segundo tiempo ingresan Cave y Sánchez y el equipo se muestra más solvente. Sin embargo un avance de Banfield a los 6 minutos, pelota cruzada que no atina Barovero a buscar y se cede un corner de una bola de escaso peligro.

A la nueva dinámica de River, Banfield responde sin dejar de intentar jugar. 

A los casi 8 una excelente contra de Banfield llega hasta Barovero quien, nuevamente, se constituye en figura.

La contra de River es el chutazo de Cave al gol del empate. Así, de contra en contra, sufrimos y, ahora, nos alegramos.

El empate no nos sirve. Debemos ganar y ahora es posible.

A los casi 12 otro golazo, esta vez de Sánchez en notable pase gol de Solari a un Sánchez que por izquierda aparece solo ante el arquero y gol. 2 a 1 y las cosas vuelven de donde no debían de haber salido. ¿Y si hubiera hecho el Muñeco lo mismo contra Racing? Eso de poner como cambio a algunos titulares en lugar de más suplentes. 

A los 16 y medio el Maleta Ferreyra es expulsado por falta en el medio campo. ¿Qué hace este tipo vistiendo nuestra camiseta?

A los 17 penal de Solari a Bertolo y todo se complica en River, no vaya a ser cosa que una vez las cosas nos salgan fáciles y tranquilas. Es el problema de jugar con maletas o con inexpertos.

A los 18 Salcedo frente a Barovero y gol. 2 a 2, con un tipo menos. Y el equipo estrella del torneo nacional, que lideró buena parte del mismo, se desmorona tanto por decisiones del Muñeco como de los jugadores en el terreno. Una lástima ver esto. Esperamos una reacción de nuestros jugadores para no convalidar este mal estado de situación.

Sale a los 23 Martínez e ingresa Boyé. Tiro libre a 30 ms del arco por izquierda. Sánchez, Pezzella en offside. 

A los 27 penal a nuestro favor que pateará Cave. Solari gambetea uno, desborda a otro y penal. Con tranquilidad, clase, la mete a su derecha mientras el arquero contrario se tira al otro lado. 3 a 2. Un resultado tan abultado como la sinrazón de rifar los partidos.

Salida de Banfield del círculo central, avance, tiro desde fuera y que exige a Barovero con rebote hacia el área que controla. Banfield no renuncia y los nuestros, con 10 deben concentrarse en cometer estupideces.

A los 39 nuevamente Barovero nos salva. Un cabezazo es sacado con una mano estirándose nuestro arquero y sacando al corner. Posteriormente, Cave se luce desde el piso ganándole una pelota a un contricante. 

A los 42 Barovero agachado nos salva de un nuevo intento de Banfield, cerquita del palo. Así estamos, el décimos nos presiona como si fuera aquel River que supimos degustar no hace mucho tiempo.

Tres minutos de descuento que pueden ser eternos para esta realidad de River: la de las individualidades salvadoras pero un funcionamiento que no termina de armarse.

A los 45 la confusión en nuestra área es total hasta que, finalmente alguien saca la pelota del lugar. Banfield sabe que se puede y presiona mientras Barovero hace tiempo para sacar la bola desde el arco.

En tiempo de descuento no pasamos de la línea media y estamos bajo la presión de Banfield. Una falta a nuestro favor permite planchar el partido unos segundos, valiosos por cierto. Baro la acomoda,  mira, señala y patea. Ataque de Boyé, Ciri, Sánchez, fin del partido. 

Salvamos las papas. Cave y Sánchez salvaron las castañas del fuego. Esta vez el Muñeco no cometió el error ante Olimpo y puso 2 veteranos como recambio de los novatos, lo que nos está permitiendo, gracias a las individualidades incluido Marcelo Barovero, superamos esta instancia y salvamos el honor y el pellejo.

Ahora, la primera final de la Sudamericana.

¡Vamos River!


PRIMER TIEMPO


Marcelo Barovero

Mercado, Mammana, Pezzella, Urribarri;

Solari, Cirigliano, Ferreyra; 

Martínez, 

Driussi y Teófilo Gutiérrez



Que River se bajó del torneo local lo demuestran los últimos tres partidos y el de hoy contra Banfield. Anteriormente, contra Racing, River presentó 8 suplentes y los recambios fueron suplentes de suplentes.

Contra Banfield son 7 los suplentes consiguiendo que quien va décimo sobre once posiciones, empate el nivel de juego con River y hasta desborde y cree peligro. 

Estamos en el primer tiempo, casi 40 minutos y River no generó situaciones concretas de gol, al menos de la cercanía que los delanteros de Banfield sí estuvieron de Barovero. 

El medio campo nuestro es tabla rasa. La defensa suben Mercado y Uribarri y el tramo de regreso es largo. Tiros al arco hicieron Martínez, Driussi o Teo, pero es como que se apuran a patear, más en búsqueda de individualidad y protagonismo que de juego en equipo.

A los 41 gran jugada de Bertolo, clava un tiro alto cruzado y Banfield se pone 1 a 0. El abandono del torneo en favor de la Sudamericana, ¿nos puede llevar a terminar terceros o cuarto? Por la composición del equipo, nuevamente, todo es posible. 

Son decisiones que no compartimos antes ni ahora. No se merece River descender de la tabla como amenaza hacerlo. Veremos en el segundo tiempo, pero Gallardo exige al equipo suplente como si fuera el titular. ¿Se dará cuenta de la diferencia?





29 de nov. de 2014

CADA VEZ QUE LA BOSTA PIERDE ALGO IMPORTANTE CONTRA RIVER, SACAN DEL PLACARD A LA HISTORIA Y, ADEMÁS, EL PASAJE NUESTRO POR LA Be. TRANSCRIBIMOS AQUÍ LA VERDADERA HISTORIA DEL ASCENSO DE LA BOSTA A PRIMERA DIVISIÓN Y LA VERDADERA HISTORIA DEL "NO DESCENSO" DE RIVER EN 1911, 1912 O 1913

CONCLUSIÓN: 
El Decreto de 1913 JAMÁS favoreció a River Plate ni lo salvó del descenso, ya que RIVER NO DESCENDÍA DIRECTAMENTE DE NINGUNA MANERA. 
Para que se entienda, no quiero decir que el DECRETO determinó que River Plate ni ningún otro equipo no descienda, al contrario, no hubo descensos por las condiciones mismas de ese torneo, principalmente los abandonos y segundo, por los motivos explicados anteriormente. Pero el DECRETO SI DETERMINÓ EL ASCENSO DE BOCA JUNIORS con otros 8 equipos - 

LO ÚNICO CONCRETO ES QUE EL DECRETO AYUDÓ A BOCA JUNIORS EN SU ASCENSO. DUELA A QUIEN LE DUELA. 

Decreto 1913: Ascenso de Boca y no Descenso de River? Verdad

Bueno, estos últimos días debido al Título que la AFA volvió (digo volvió, porque siempre fueron reconocidos, ésto merece un post aparte) a reconocerles tanto a San Lorenzo como a River Plate, muchos hinchas de Boca se burlaron diciendo ‘CAMPEONES DE ESCRITORIO’ y los de River contestaron ‘ASCENDIDOS POR DECRETO’, a lo que los hinchas de Boca argumentaron que dicho decreto TAMBIÉN FAVORECIÓ a River Plate para evitar su descenso en 1913. 
Por ende, me tomé el trabajo de investigar lo que sucedió REALMENTE durante esos años ‘1912/13’ y apenas empecé a investigar me di con este documento en el cual hablan sobre el mismo tema: 
http://lapassucci.blogspot.com.ar/2012/05/el-ascenso-de-boca-y-el-no-descenso-de.html 
Luego de informarme con este documento, decidí consultar otras fuentes para ver si en verdad pasó todo tal y como lo expresan en dicho documento... 

(Antes que nada quiero decir que me voy a basar únicamente en las fuentes y en la historia del fútbol argentino que pude recolectar de la red). 

Voy a ir al grano, aclarando algunos aspectos.. Cómo ascendieron River Plate y Boca Juniors a la máxima categoría? 

River Plate, El 13 de diciembre de 1908 disputa el ascenso a Primera División, venciendo a Racing Club por 2-1. El partido es impugnado por Racing, debido a que en el segundo gol de River los hinchas ingresaron a la cancha para festejar con los jugadores, debiendo jugarse nuevamente el 27 de diciembre. Partido que más tarde, River Plate terminó ganándolo por 7-0 y obteniendo de esta manera su ascenso a la primera división argentina. 
Es decir, en 1908 River asciende a Primera División y en 1909 tiene su primera participación, logrando el Subcampeonato, por detrás del poderoso Alumni (Capo del amateurismo junto a Racing Club). 

Decreto 1913: Ascenso de Boca y no Descenso de River? Verdad

Boca Juniors, un año antes (es decir en 1908) decidió inscribirse en la Segunda División de la Liga Oficial de la Argentine Football Association. (El reglamento de por entonces, permitía inscribirse, ya sea, en Tercera o Segunda División, no así en Primera) 
- Culminó el torneo de 1908 ganando en forma invicta la ‘Sección C’ de la categoría, por lo que clasificó a los Play Off. En dicha instancia enfrentó en semifinales a Racing Club, pero cayó derrotado por 1 a 0, apagando toda ilusión de ascenso de los ‘Xeneizes’.. 
En 1909, Boca no pudo clasificar al reducido final por salir en la tercera colocación.. 
En 1910, Boca logró acceder a la final por el ascenso, ya que, uno de los semifinalistas era ‘River Plate B’ y como River Plate ya estaba en la máxima categoría, no podía disputar la final, por lo que se le cedió el lugar a Boca Juniors. Entonces,Boca disputó la final por el ascenso a la máxima categoría con el verdugo de 1908. Si, con Racing Club.. Pero otra vez la historia se repitió. Racing ganó el encuentro por 2 a 1 y logró el ascenso... 
- Ya en 1911, a Boca no le fue muy bien, la ‘Sección B’ en la que se encontraba fue liderada por Ferrocarril Oeste y Boca quedó en 3er lugar, por lo que no pudo clasificar a los Play Off... 

river

Terminado el año 1911, antes de pasar al siguiente año, hagamos un repaso de lo que sucedía mientras tanto en la Primera División... 

River Plate

Bueno como verán así terminó la temporada anterior a la que River Plate salió en la última posición (Quilmes último y River Plate 5º. River sale ’último’ en la siguiente temporada, 1912) 

Se preguntarán por qué marqué a los Punteros y la Última posición?? 
Primero para que vean que en el caso de que haya empate en puntos (como en el caso de los punteros) se definía por partido desempate (como figura debajo de la tabla). 
Y segundo, para que observen que Quilmes en esa temporada de 1911 terminó en la última posición (ESTO NADIE LO MENCIONÓ). Entonces, es de suponer que Quilmes descendió a la Segunda División para la siguiente temporada (?) pero para sorpresa de muchos no es así, más adelante lo podrán verificar. 

TEMPORADA 1912: 
La temporada de 1912 comenzó el 14 de abril del correspondiente año, pero con varios problemas para la Asociación Argentina, ya que, se produjo un choque entre los dirigentes, por diferencias económicas, lo que derivó en una escición. 
Por empezar, el Alumni Athletic Club fue desafiliado del certamen por no presentarse en los 3 primeros encuentros. 
Luego, el 14 de julio (3 meses más tarde de comenzado el campeonato) Gimnasia y Esgrima de Buenos Aires, Porteño y Estudiantes de La Plata abandonaron la Asociación y fundaron en conjunto con otras instituciones, la Federación Argentina de Fútbol (FAF). 

En resumen y para que se entienda: 4 equipos que se habían anotado para participar de la Temporada 1912 de la Primera División, se desafiliaron durante el desarrollo de la misma. 

Vale aclarar que Quilmes, al momento de la escisión estaba nuevamente último en la tabla de posiciones (si, porque como dijimos no descendió), pero pasó a ganar el torneo, ya que varios de los jugadores de Alumni (luego de la escisión) fueron a jugar para su equipo. 

La pregunta es, si Quilmes salió último en la temporada de 1911 por qué no descendió? Esto demuestra claramente que NO HABÍA DESCENSOS (o por lo menos, en la temporada de 1911, debido al escaso número de equipos). 

Entonces, por qué se quiere hacer creer que River Plate por haber salido ‘último’ en la temporada de 1912 debía haber descendido si no hubiese sido por el mismo Decreto que ascendió a Boca en 1913? 

Como verán en la siguiente imagen River efectivamente ocupó el ‘último’ lugar. A la vez que QUILMES (último en la temporada anterior) NO DESCENDIÓ y en la siguiente, osea en ésta, salió campeón. 

boca juniors

RIVER PLATE DEBÍA DESCENDER ?? 
....Primero, como mencioné anteriormente, si la temporada anterior (1911) Quilmes salió último (y eso que NINGÚN EQUIPO ABANDONÓ LA COMPETICIÓN) y no descendió, ya que la categoría presentaba un escaso número de equipos, por qué los hinchas de Boca insisten en que River Plate debía haber descendido en la 1912?. 
....Segundo, 4 equipos se desafiliaron durante el transcurso del campeonato, por lo que sería ridículo descender a un equipo en un torneo en el que 4 equipos ‘ABANDONAN’ la competición, y encima, luego de 3 meses de iniciada. No sería ‘justo’ para los demás equipos. 
....Tercero, River Plate terminó en la última posición, pero terminó último al igual que Belgrano Athletic, ambos obtuvieron 7pts con igual cantidad de partidos ganados, perdidos y empatados. Es decir, que NO TERMINÓ EN SOLEDAD, PERO ESO NADIE LO DICE. 
Pero supongamos el caso de un campeonato en condiciones normales, sin abandonos de equipos y con descensos, lo correcto hubiera sido que jugaran un partido desempate para ver quién jugaría la siguiente temporada en la Segunda Categoría. Por lo tanto, el supuesto descenso de River Plate NO ERA PARA NADA SEGURO (En esa época siempre que existía paridad en puntos se dirimía por partidos desempates). 

TEMPORADA 1913 Y DECRETO: 
Para esta temporada, debido al abandono del torneo anterior por parte de 4 equipos, quedando sólo 6 clubes en la máxima categoría, la Asociación Argentina de Football expandió el número de participantes a 15, DECRETANDO el ascenso de los 7 equipos de la división Intermedia ‘Segunda’ (Los cuales fueron: Boca Juniors, Comercio, Estudiantil Porteño, Ferro Carril Oeste, Olivos, Platense y Riachuelo), el campeón de la Segunda División, el Club Atlético Banfield, y la promoción del equipo del Club Ferrocarril Sud, 
De esta forma el ‘’XENEIZE’’ pudo llegar, luego de mucho batallar, a Primera División. 

superclasico

ENTONCES, en el caso de que el decreto de 1913 no hubiese existido realmente... 
*River Plate hubiese descendido?
 
1- Si nos guiamos por la temporada anterior, es decir la de 1911, la cual en cambio fue disputada por todos los equipos correspondientes y en la que Quilmes también salió último... NO! (Ya que no hubo descensos y Quilmes, por ende, no descendió. Entonces por qué iba a tener que descender algún equipo la temporada siguiente si encima 4 equipos se desafiliarían?) 
2- Si nos guiamos por la posición de River Plate en la tabla... TAMPOCO! (Ya que como dijimos, en condiciones normales debió haber jugado un desempate con Belgrano Athletic, por lo que a la vez, nadie puede aseverar que Belgrano Athletic resultaría ganador). 
3- Si vemos que 4 equipos abandonan el torneo en plena competición... MENOS QUE MENOS! (Ya que no podemos saber feacientemente en qué posición hubiese terminado River Plate si ningún equipo abandonaba, además de que resultaría injusto y ridículo aplicar un descenso para los que siguieron en competencia). 
4- En resumen, el Decreto se realizó para aumentar el número de cupos existentes en la máxima categoría, en cuyos cupos entró BOCA JUNIORS, y River Plate no se vio beneficiado directa e indirectamente por ningún motivo, ya que River Plate NO DESCENDÍA, principalmente por los 3 motivos expresados anteriormente. 

Ahora, si el decreto de 1913 no hubiese existido realmente... 
*Boca Juniors hubiese ascendido ‘ese año’?
 
1- NO. 

*OTRO DETALLE IMPORTANTE: 
Por qué sigo pensando que River Plate no descendía, ni le tocaba, ni merecía descender y, principalmente, que el DECRETO DE 1913 no lo salvó? 
Fácil gente, si la intención del Decreto era la de ascender a una serie de equipos para llenar los cupos de primera, tranquilamente el DECRETO podía haber hecho ascender a dicha cantidad de equipos, a la vez que hacer descender a River Plate, ya que éste ‘supuestamente’ merecía descender por haber salido último. Pero el mismo decreto, al ascender a determinados equipos y no descender a nadie, te da la pauta de que eso no es así, que River Plate ni ningún equipo tenía por qué descender, principalmente por los 4 motivos mencionados anteriormente. 
Aparte, por qué lo van a querer salvar a River? Por ser un grande?? En esa época no era nadie, era un equipo más. 

*En qué caso El DECRETO hubiese salvado a River Plate del descenso? 
Si el torneo se hubiese desarrollado de forma normal; sin que algunos de sus equipos abandonen; si River Plate finalizaba solitariamente en la última posición; y si se decretaba el ascenso de nuevos equipos para ampliar el cupo sin descender a River Plate. 

CONCLUSIÓN: 
El Decreto de 1913 JAMÁS favoreció a River Plate ni lo salvó del descenso, ya que RIVER NO DESCENDÍA DIRECTAMENTE DE NINGUNA MANERA. 
Para que se entienda, no quiero decir que el DECRETO determinó que River Plate ni ningún otro equipo no descienda, al contrario, no hubo descensos por las condiciones mismas de ese torneo, principalmente los abandonos y segundo, por los motivos explicados anteriormente. Pero el DECRETO SI DETERMINÓ EL ASCENSO DE BOCA JUNIORS con otros 8 equipos - 

LO ÚNICO CONCRETO ES QUE EL DECRETO AYUDÓ A BOCA JUNIORS EN SU ASCENSO. DUELA A QUIEN LE DUELA. 

Espero que se saquen la camiseta y puedan leer el post abriendo los ojos y no dejándose engañar, entiendo que el folklore es el folklore, pero esta es la historia, ESTA ES LA VERDAD. 

En fin, como verán este es mi primer post, espero les haya servido de algo, Muchas Gracias si lo leíste y sino También (?) Si te gustó el Post, serviría de mucho que lo divulgues, así muchas personas saben Realmente cómo fueron las cosas!! Adiós...  

P/D: Dato curioso.. Ni la página oficial de Boca Juniors en Wikipedia, ni la Página de su Sitio Oficial relatan cómo Ascendió Boca Juniors a la Máxima Categoría, como así tampoco, su recorrido en la Segunda... por lo que tuve que consultar otras fuentes. 

¡¡POR SI QUEDABAN DUDAS!! 
Me contacté con uno de los Historiadores Estadísticos sobre Fútbol que escriben para el sitio RSSSF (The Rec Sport Soccer Statistics Foundation), muchos deben conocer esa página (sino googleenla es muy interesante). Le pregunté por esta temporada 1911/1912 y me pasó el siguiente dato: 

“En la AAF (que había castellanizado su nombre y ahora era la Asociación Argentina de Football), quedaron entonces seis clubes en Primera. Quilmes, que como dijimos, se había reforzado con jugadores provenientes de Alumni, ganó un torneo opacado por la división del fútbol local. River terminó en el último lugar junto con Belgrano, pero no había descensos en juego.” 

“NO HABÍA DESCENSOS EN JUEGO”.... nada más para decir . 

(Si alguien quiere el nombre de esta persona que me lo pida por privado y se lo doy sin ningún problema).
 


Otras Fuentes: 
http://www.rsssf.com/tablesa/arg11.html 
http://www.rsssf.com/tablesa/arg12.html 
http://historiaconfutbol.blogspot.com.ar 
http://historiayfutbol.obolog.com 
http://pieldeascenso.blogspot.com.ar/2013/04/boca-y-sus-anos-en-la-b.html

28 de nov. de 2014

¿QUÉ CELEBRAMOS LOS MILLONARIOS? UN RACCONTO DE LA NACIÓN

RIVER 1 – BOSTA 0
¿Qué festejan gallinas? Fue la pregunta de Vicky en el Facebook. Recortamos de un medio lo que festejamos, le hicimos un moñito y se lo mandamos a Vicky. Acá va todo lo que festejamos tras el gol de Piscu que nos dio el triunfo ante la bosta:

El año de River: jugaron ocho superclásicos y Boca no le pudo ganar
El conjunto millonario se llevó amistosos de verano, partidos del torneo local y hasta la alegría en la Copa Sudamericana

Más allá de los títulos del primer semestre y el buen andar de la segunda mitad, aunque por ahora no tiene asegurados los festejos, River también se podrá vanagloriar de un 2014 perfecto ante Boca. 

En el duelo más importante del fútbol argentino, que los xeneizes dominan en el historial general, los millonarios cerraron el año con un balance más que positivo: de los ocho partidos, ganó cinco (uno por penales) y empató tres. Esta vez, Boca no pudo.

En el verano, River, con Ramón Díaz en el banco, logró buenos resultados en la pretemporada. Tras un empate 1-1, ganó los siguientes por 2-0 y 2-1. Después, se quedó con el 2-1 en la Bombonera, en el primer cruce oficial, y festejó en México por penales, en un amistoso que finalizó 1-1 en el tiempo reglamentario. 

Ya en la segunda parte del año, igualaron 1-1 en el Monumental, por el torneo de Primera División, y llegó la hora de eliminación en la semifinal de la Copa Sudamericana . Ahí, River, que nunca lo había sacado a Boca en una serie internacional de eliminación (Supercopa 94, Libertadores 2000 y Libertadores 2004), logró un 0-0 de visitante y festejó el pase a la final de la Sudamericana con el 1-0 como local. 

Así, más allá de cómo termine el 2014, le puso el moño a un año sin caídas ante el rival de toda la vida. El año de River..

Después de 11 años, River vuelve a una final internacional
El Millo había disputado la definición de la Copa Sudamericana 2003 ante Cienciano, finalmente campeón; ante Atlético Nacional irá en busca de un trofeo que le falta

Cuando el 19 de diciembre de 2003, poco después de las 21 de Perú, el árbitro uruguayo Gustavo Méndez decretó el final de Cienciano 1 - River 0 y la consagración histórica del equipo peruano en la Copa Sudamericana de aquel año, ni el más pesimista hincha del Millo imaginó que debería aguardar más de una década para volver a disputar una definición internacional.

Pues bien. Cuando el próximo miércoles dé comienzo el partido de ida de la final de la Sudamericana 2014, habrán pasado 4002 días entre aquel desenlace y este.

Más allá de haber sido la última vez que estuvo cerca de lograr su sexto torneo internacional, el recuerdo no es grato. Cienciano le empató en el Monumental 3 a 3 en un partido emocionante, y le ganó 1 a 0 de local.

El rival en este caso será Atlético Nacional, que sorprendió a San Pablo y lo eliminó por penales en Brasil.


Las polémicas del superclásico: el gol mal anulado a Boca y el penal en contra de River
Además, ¿Ponzio debió haber visto la roja en el primer tiempo?

En un partido lleno de fricciones, el primer tiempo del superclásico dirigido por el árbitro Delfino tuvo algunas polémicas. Desde el ¿correcto? penal que cobró apenas comenzó el partido hasta el gol mal anulado a Gigliotti, mirá las jugadas:


La emoción de Marcelo Barovero, el héroe de la noche ante Boca

A los 15 segundos, Rojas le pegó sin querer a Calleri y el árbitro Delfino cobró foul; el 1 de River le atajó el remate a Gigliotti

Iban 15 segundos del primer tiempo cuando el Monumental se enmudeció. Es que, en una desinteligencia defensiva de River , Ariel Rojas le pegó sin querer a Calleri y el árbitro Delfino cobró penal para Boca. Finalmente, Marcelo Barovero se lo atajó a Emmanuel Gigliotti.

Tras el partido, Trapito reconoció que estudió a su ejecutante. "Había visto un penal y si se frenaba, abría el pie. Y pasó eso", contó con simpleza el arquero riverplatense.

"Son series complicadas estas, hay que tener la mente fría", afirmó mientras el MOnumental explotaba con sus 60 mil hinchas y la noche se iluminaba con fuegos artificiales preparados en el club.

Barovero no se queda en este paso enorme hacia la final de la Sudamericana y quiere más: "Esperemos el domingo darle una alegría a al gente", ante Banfield en el intento de recuperar la punta del torneo local que perdió a manos de Racing.




27 de nov. de 2014

RIVER 1 - BOSTA 0
COPA SUDAMERICANA


¡PASAMOS A LA FINAL! Y pasamos por sobre la bosta que, no habiendo podido vencernos en la bostanera vino a cumplir con su especulación al Monumental: hacer un gol y tomar la ventaja del gol de visitante.

Dos oportunidades tuvo la bosta. La primera, a los 30 segundos de iniciado el partido, Rojas se manda un foul dentro del área, penal. Gigliotti tira y Barovero, Barovero, Barovero desvía el tiro y salva a River de un desmoronamiento. La segunda, un tiro al área nuestra, la toma  Gigliotti nuevamente, la mete. Afortunadamente, el línea había levantado la bandera y anularon el gol. Una distracción que podría habernos costado continuar en la Sudamericana.

Fueron los dos hechos relevantes que podrían haber generado el desmonoramiento de River: fuera de la Copa Argentina; facilitamos el domingo perder la punta y nos quedaba esto que pusimos en riesgo en 20 minutos del primer tiempo.

La reacción de River al penal fue la de jugar al fútbol y a los 16 minutos del primer tiempo, dos malos despejes bosteros, permitió abrir la bola hacia Vangioni, mete centro y Piscu la clava rasante el piso en el arco.

Desde allí, se sucedieron jugadas cercanas a ambos arqueros, pero River sostuvo la diferencia y termina clasificándose. 

Quedó para la bosta las lamentaciones del penal, del gol anulado, de Ponzio y otras quejas más que suelen quedar para quien queda sin nada, sin el pan y sin la torta.

Volvió River luego del descanso que no compartimos ya que ha significado resignar el torneo local. Necesitaremos tanta suerte como hoy para volver a la punta.

Nos toca la próxima semana la primera final, afuera y la segunda en nuestro estadio.

Por hoy, Ponzio, finalmente jugó bien. Con Costa Fevre una persona pedía que Ponzio se la pase a uno de blanco y banda roja. Hoy cumplió. Ramiro logró bloquear el gen FM2 y no incidió en el resultado, lo que ha sido positivo.

Volvió River y vamos por la Sudamericana.



23 de nov. de 2014

RACING 1 - RIVER 0

Y va cayendo por propio peso una de las más fantásticas ilusiones que se hubieran creado en River en los últimos 10 años. 

Hubieron alertas. Como cuando por cinco partidos consecutivos perdíamos en los primeros tiempos y, finalmente, lográbamos empatar.  Pero la derrota contra Estudiantes -todavía nos quedaban puntos para regalar- debió ser un alerta roja. Sin embargo, el empate contra Olimpo empeoró la situación y, finalmente hoy contra Racing, comenzó el descenso. 

River llegó a dos finales devastado. Al punto de que contra la bosta por la idea de la Sudamericana debimos aceptar lo que vimos: un equipo replegado jugando al empate. Y fue lo correcto dado el estado físico de un plantel sobreexigido al inicio del torneo local y que sufriera las bajas por lesiones y cansancio. 

¿Por qué no hizo el mismo planteo hoy contra Racing? Sólo debíamos empatar para continuar primeros. ¿Por qué poner 8 suplentes y hacer reemplazos con más suplentes y jugar al ataque? Una equivocación enorme que nos deplaza al segundo puesto.

Jugamos con 8 suplentes. Tres de ellos sin juego en muchísimo tiempo: Osmar Ferreyra (¿qué hace todavía en River?), Cirigliano (¿qué hace todavía en River?). Y Cavenaghi quien efectivamente hizo una diferencia en nuestro ataque.

Es cierto que Racing no hizo el gol del triunfo. Lo hizo el ya inefable Ramiro Funes Mori que, tal como su hermano antaño, porta un gen que se vuelve contra River. Rogelio, dejó de hacer goles y pifiarlos escandalosamente. Ramiro, favorece los goles del contrario. Es un gen. Detona un día y nada lo para. Hoy, nos costó 3 puntos y la pérdida de la punta.

¿Por qué llegamos a esta situación? ¿Empatando contra el penúltimo? ¿Jugando a la defensa del castillo contra la bosta? ¿Perdiendo hoy la punta?

Creemos que el "modelo Muñeco" ha sobreexigido a los jugadores al punto de esta exhaustos. Por eso debió dar descanso a 8 jugadores, nada menos de cara al próximo partido contra la bosta en el Monumental. Pareciera que recuperaremos algunos jugadores mas no el ánimo descendente que nos acompaña en los tres últimos partidos, faltando solamente dos para terminar el torneo local y uno para la Sudamericana.

Todo lo que marcó el inicio de la era Gallardo fue un soplo de verano. Nos posicionó en el torneo local y en la Sudamericana pero al riesgo de la evaporación en la línea final. 

Si esperábamos el milagro de que Cave o Krapof revirtieran la derrota ante Racing, ahora debemos esperar dos milagros: vencer a la bosta y que sumemos los 6 puntos que faltan en el torneo local debiendo, a su vez, Racing perder algún punto. Todo indica que se tratará de un milagro, ya que mientras Racing viene en ascenso luego de un penoso arranque, River viene en descenso luego de un promisorio arranque.

Como en otros tiempos, amiga y amigo riverplatenses, debemos rezar. El Muñeco viene errando y si bien advirtió tempranamente que tenía un plantel chico, no actuó como si lo tuviera sino que, por el contrario, lo jugó a fondo como si tuviera reemplazos hábiles para sostener triunfos. No fue así y hoy lo estamos padeciendo.

Hasta el jueves con la prueba mayor: pasar de ronda en la Sudamericana. Contra la bosta. La misma que, como Racing, viene en ascenso.

Contra Racing muchos twiteros reclamaban "huevos". Es un error reclamar lo incorrecto: no importa cuánto corras si no hay talento. Los 8 suplentes de River, combinados con el gen Funes Mori, no generaron situaciones reales de gol. Y contra eso, no hay antídoto más que un milagro.

¡Vamos River!

Postada. Te explicamos lo del gen Funes Mori.

El ADN de los Funes Mori tiene un gen con estas denominaciones: a) gen FM 1Ro y b) gen FM 2 Ra.

El gen tanto FM1 como FM2 detona un proceso en cada uno de los hermanos Funes Mori que los lleva a "patear en contra". El FM1 lo que hace es que, mientras estuvo en River, no hizo un puto gol más a pesar de que le dejaras el arco libre y los defensores petrificados. El FM2 hace que el defensor entregue goles al contrario. Cada tanto se equivoca y él mismo hace goles en el arco contrario pero, luego, corrige la situación con un gol en contra o la entrega del gol al contrario. 

Si contra Racing hubo 8 suplentes más los cambios con más suplentes aún, también es cierto que Racing no llegó al gol. Se activó el gen FM2 y listo: partido liquidado.









16 de nov. de 2014

RIVER 1 - OLIMPO 1

Y River suma una desazón más. Con todas las expectativas e ilusiones, cada partido que pasa River es una degradación. En algunos partidos, salió adelante por la categoría de dos jugadores que nos faltan, Sánchez y Teo, pero a fuerza de ellos y nada más. River hace rato que marcó un antes y un después, cuando empató 5 partidos seguidos y multiplicó malos primeros tiempos y recuperaciones a lo guapo en el segundo.

Olimpo venía penúltimo. River venía con sobrados puntos en la punta. Hoy River apenas araña 1 punto de su seguidor, habiendo rifado lo construido y generando toda suerte de dudas sobre el final del torneo. 

Pareciera que Gallardo de partido en partido no logra hacer reaccionar a sus dirigidos ni siquiera para evitar que cometan infantiles errores. Que Ponzio entregue bien la pelota es una hazaña. Funes es la segunda vez que genera el gol y favorece al contrario. Si hasta Barovero se complicó hacia el final arriesgando, con un hombre más nosotros, siquiera el empate.

El equipo no tiene sus jugadores estrellas y lo siente. Ni siquiera el método logra que levante y, nuevamente, aparece un equipo sin alma ni garra. Al menos, con parte de las estrellas, se lograba el chispazo, el empuje sobre el contrario hasta doblegarlo. Nada de eso se vio contra el penúltimo equipo del torneo nacional.

Más vale que vuelvan los que no están. Se promete que volverá Cavenaghi lo que es un agregado al armado del equipo y veremos si es para bien o es neutro. River está en alerta amarillo faltándonos jugar contra el propio Racing (segundo) y con Quilmes (último), por ejemplo, dos equipos que por distintos motivos nos van a hacer parir cada partido. Al menos si el Muñeco no logra revertir esta regresión a los peores tiempos de River.

Nos queda, además, la Sudamericana, donde nada menos que debemos jugar contra una bosta que viene en ascenso, en mejoramiento continuo. Es como que River se viene olvidando de a qué jugaba mientras que cualquier oponente nos hace fuerza.

En nuestra opinión, el Muñeco es realista y no está mirando para otro lado. La cosa puede ser peor: que siendo realista y haciendo todo a su alcance, simplemente el equipo no está dando para lo que amenazaba, lo que prometía.

¡Vamos River! No rifés lo hecho



12 de nov. de 2014

RIVER 0 – ESTUDIANTES 1
FINAL
PERDIDO EL INVICTO

En un rincón, un equipo cansado de haber puesto toda la carne en el asador y no haberse quedado con la Copa ante las reacciones de River. La tercera es la vencida y nos sacó el invicto.

En el otro rincón, un equipo sin su goleador, con un Vangioni en inédita posición, y jugadores que juegan de suplentes: Driussi, Solari, Rodríguez.  El muy seguro arquero, Barovero, justo hoy flaqueó con consecuencias. Claro que después y sobre el final, terminó convirtiéndose en el jugador destacado de River.

En aquel rincón, un equipo que venía con la sangre en el ojo, iluminado, con gran despliegue físico.

En el otro rincón, un equipo que sabe que perdiendo su posición en el torneo local no cambia. Y haciendo despliegue físico, no supo jugar de una, dudó a la hora de hacer pases y hasta realizó un sinfín de pases al contrario.
Aquel equipo cuando contraatacó generó inquietud. Este equipo amenazó con mayor intensidad que lo que asustó.

River ha buscado con desesperación antes que con ideas; sin orden y carente de  asociación. Buscó con ímpetu pero no alcanzó precisamente por lo que venimos diciendo.

Ah, este equipo era el local, es decir, perdimos el invicto de local.
Para Estudiantes, el triunfo le sirve para escalar a un lejano cuarto puesto.
Para River, la derrota es un aviso. No cambia el liderazgo. Lo obliga a no distraerse. Y nos llama la atención sobre los siguientes partidos. 

Principalmente, contra la bosta por la Sudamericana. La bosta viene en mejora. River viene en una esforzada y crecientemente costosa regularidad hacia abajo.

Son demasiados los jugadores que nos faltaron hoy, tanto en número como en peso propio. Y esto lo tenemos en consideración. Con este equipo lejos del equipo titular, un Estudiantes enojado e impetuoso no pudo hacer otro gol y el que hizo fue con gran ayuda.

Una de cal y otra de arena dirían los antiguos. Para nosotros, River tiene una luz amarilla: se instaló en el equipo, titular o suplente, que los primeros tiempos los cedemos. En muchos casos, se logró en el siguiente tiempo el empate. En otros, el triunfo. Hoy la derrota.

Confiamos en que el Muñeco tiene plena conciencia de situación y hará hasta lo que pueda hacer. Y esto también nos pone en alerta ya que si, nuevamente, debemos jugar sin Teo y con los juniors, nos puede empezar a costar, sobre el final de dos torneos, todo lo realizado.



 RIVER 0 – ESTUDIANTES 1
PRIMER TIEMPO
YA SABEMOS QUE PERDIÓ LANÚS. SERÁ BUENO GANAR

Nuevamente el primer tiempo de River es desordenado y empieza perdiendo, esta vez a poco de iniciado. Ya es una costumbre estos inicios en el que el contrario despliega su juego, presiona y gana. River corrió mucho, con escaso peligro y menos asociación. Cada jugador necesitó hacer más de una maniobra para pases que, encimados, abortaron  en su intención.  Driussi y Rodríguez han sido neutralizados como así también Solari tuvo baja participación. Sin Teo, son demasiadas bajas, uno del equipo, los otros de la acción fértil en el campo de juego. Barovero no ha estado seguro y no solamente en el gol. Tuvo otras dudas. Como, también, se dudó en los pases hacia y en el área. Cuando River avanzó, muchas veces, hubo repliegue estudiantil , cerrando los caminos finalmente no ensayados por los nuestros.
Veremos qué pasa en el segundo tiempo. Tengamos en cuenta que es el tercer partido contra Estudiantes. En los 3, terminamos mejorando en el segundo tiempo y finalmente, ganando. Tal vez los de La Plata han estudiado y practicado para esta segunda parte. Veremos

9 de nov. de 2014

VELEZ 1 – RIVER 1

En nueve minutos del primer tiempo, Velez nos había llegado dos veces por el mismo costado de Mercado. No atinaron al gol, afortunadamente. Velez salió a jugarnos de igual a igual y River sale pocas veces. A los 12 excelente jugada que Boyé no logra conectar frente al arquero rival.

Vélez juega asociado y con velocidad, toque y toque y así genera mayor presión sobre River y mayores chances. River juega en los primeros quince minutos al contraataque.

Lo dicho, a los 18 minutos y en lo que parece una tendencia de tantos partidos, Velez abre el marcador de cabeza y Barovero quieto, sin poder hacer nada. Recuperan un despejo, toque, toque, toque y cabeza y gol. Como viene ocurriendo, Mercado perdió la marca al inicio de las jugadas.

A los 20 Teo juega con su suerte al pegar un codazo a un contrario, quien cae dolorido. Por suerte, el árbitro cree que fue casual.

Tal como el partido contra Estudiantes por la Copa y otros 6 partidos anteriores, River tiene un primer tiempo presionado, corriendo al rival y salvando situaciones en su propia área. De contraataque, River crea algunas situaciones pero, en este partido con escasa potencia.

A los 37 finalmente, rebote aquí, rebote allá y Mercado le pega con fuerza, a ras de suelo, cruzado, gol y empate. Muy buen pase de Sánchez desde fuera del área.

A los 44 un centro pasó por las narices de 3 nuestros y quedando a disposición de Pratto solo a la izquierda del ataque contrario, patea y Barovero nos salva del 2 a 1. Por Dios, la vieron pasar sin atinar ninguno a nada.

El segundo tiempo muestra a ambos equipos rápidos, corriendo aunque River más sólido atrás como en en la asociación y voluntad de ataque. Se juega con mucha presión, lo que lleva al cambio de bando de la pelota.

A los 20 minutos sale Boyé y entra Driussi.  A los 29 entra Ponzio y sale el pibe Rodríguez.

A los 29:30 Merado nos salva en la línea, superado Barovero por Pratto. La respuesta a cargo de Sánchez que por derecha termina la bola en corner.

A los 31 sale Balanta entrando Maidana.

El tiempo pasa y el partido es de ida y de vuelta, intenso, con desgaste y sin que ninguno se termine sacando partido. Pezzella juega en cualquier lado con lo que no podemos precisar su verdadera función.

En tiempo de descuento Teo llega hasta el arquero pero protegido por un defensor. Amonestación a Mercado quien aborta con un foul un avance contrario. Tiro libre que Barovero anticipa perfectamente quedándose con la bola.

El tiempo de descuento lo aprovecha mejor Vélez. Luego del tiro libre, seguimos jugando en nuestra área, perdiendo Ponzio por cuarta vez la bola pasándosela a un contrario.

Finaliza el partido con muy buena impresión de Vélez y con un River que, aún manteniendo el invicto, deja dudas respecto de la solvencia de un equipo con varios cambios.

Seguimos en carrera, pero nos espera una agenda complicada, tanto por los compromisos contra el partido faltante contra Estudiantes, otro partido del torneo y el primer partido por la Sudaca contra la bosta.

River ¿entró en el embudo de varios torneos a la vez? Recordemos que a la falta de Kranevitter por lesión, se sumarán ausencias por el llamado de varios jugadores por sus selecciones.

Es una situación harto desafiante para el Muñeco y el equipo. Lesiones, cansancio y ausencias sobre las definiciones de la Sudamericana y el torneo local.

¡Vamos River!