17 abr. 2011

GIMNASIA 0 - RIVER 0

Ciertamente el campo de juego con más arena que pasto, entorpeció su desarrollo. La pelota rodaba con dificultad y difícilmente se podía hacer siquiera un pique. Una vergüenza proveniente de la política: la necesidad de utilizar el estadio único a la par que se lo utiliza para otros fines, termina poniendo en riesgo a los jugadores y al espectáculo.

Más allá del campo de juego, fuimos afortunados en terminar en un empate. Las oportunidades de Gimnasia fueron más contundentes que las nuestras. Sobre el final, la pelota que tapó milagrosamente Carrizo, nos hubiera dejado con una derrota inapelable.

Lamela fue bien marcado y neutralizado, a la par que el campo de juego obró como un defensor más. Pavone  escaso de ideas y movilidad y movimiento. Ferrari improductivo. Si hasta los laterales y tiros libres se desaprovecharon en un juego cancino, lleno de errores y una falta de ganas de ir por el contrario.

Almeyda, como siempre, parejo y esforzado y un Carrizo que debe ser el jugador de River que más veces tocó la pelota, no tanto por las llegadas del contrario sino porque ante la falta de ganas e ideas, River volvía una y otra vez para atrás pivoteando sobre Carrizo.

Errores en los tiempos, en los pases convirtieron al partido en el segundo y por momentos, en un bumeran: la pelota enviada por uno de los nuestros, indefectiblemente volvía.

Ferraro es sólido en nuestra defensa. Por suerte no salió sobre el final del partido como se temía. 

Los cambios, esta vez, inocuos. Caruso nos recordó al Ogro Fabbiani, el del fisicote que termina siendo torpe a la hora de intentar gambetear. Lanzini la tocó ya tardiamente. Y tardiamente fue el cambio. ¿Por qué? 

Nuestra impresión es que J.J. se propuso empatar este partido. No arriesgar nunca y evitar que nos emboquen. Es una sospecha que tenemos. Y lo lamentamos. Gimnasia se agrandó porque River se achicó.  Cierto es que Gimnasia supo interferir nuestro juego hacia adelante, pero no se vio interés alguno por romper ese esquema.

Seguimos primeros habiendo jugado a nada y esa es la buena noticia. La más o menos, es que sumar de a 1 punto siempre te pone en riesgo del descenso si en los próximos partidos se nos complica el panorama.

Hasta el 23-4-11 a las 20:20, River contra Godoy Cruz. Y si Gimnasia fue difícil, no podemos vaticinarte cómo será Godoy

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

bienvenido tu comentario, no la grosería....