17 sep. 2011

RIVER 0 - DEFENSORES DE MERLO 0 - ¿Así es como saldremos de la Be?

Y el pequeño conjunto Deportivo de Merlo jugó por primera vez en su historia con un "grande". Con River en la Be. Y casi nos gana. Hasta tuvo un penal sobre el minuto 44 que el árbitro dejó pasar como ayudita para que este nuevamente insulso, inconducente, ineficaz equipo de River pueda subir a la A. Por las suyas o por decisión de la AFA.
Un nuevo empate. El tercero. Con un equipito que jugó y nos dejó preguntando cuál fue el equipito. Porque si River tuvo oportunidades principalmente de la mano de Cavenaghi, Merlo también las tuvo. Y con total soltura pasaba al contraataque creando peligro.
La defensa de River ya no es un interrogante: es una certeza de flaquezas y chances que da al contrario.
El medio campo de River ya no es un interrogante: es una certeza de ineficacia en la contención y en el ataque.
El juego de River ya no es un interrogante: es una certeza de imposibilidad de juntarse, tocar de una. Se privilegia el pelotazo por deficiencias en nuestro funcionamiento. Es el recurso del que no tiene nada talentoso para hacer.
Pero nuestros jugadores ceden rápidamente a la presión de contrario y se vuelven lentos y se los comen. Jugadores ya no de la Be sino de la Ce, con total oportunismo se animan a los nuestros y ganan. 
Ya han aprendido a cortar nuestro juego. Los nuestros no han aprendido a reinventar el juego. No pareciera que haya tamaña habilidad en este River.
Que Domingo siga jugando, es un misterio. Que Funes Mori siga jugando, es otro misterio. Nuestra defensa sigue pivoteando sobre Chichizola quien se pone muy nervioso cuando se lo presiona. Sánchez, Ocampos, las promesas, ya no se encuentran. Se esfuerzan con absoluta inutilidad de resultados. El Chori intenta, pero nada.
En la sexta fecha la ilusión de volver rápidamente a la A ya no es una certeza, es un interrogante creciente, que tiende a afianzarse.
Estamos mal. Vamos peor porque ahora empieza el tiempo de los cambios. Sacar a uno, dos, tres y probar con otros tres que sabe Dios si darán funcionamiento y triunfo. Y si no, nuevamente a probar con otros tres. Y así el torneo va pasando. Los puntos se van resignando. Y el regreso también. 
¿River de la Be? Dijimos anteriormente que River no era de la Be ya que sería transitoria esta situación. Pero también dijimos que estando Passarella en la conducción del equipo y con un técnico novato, si no nos vamos a la Ce será una buena noticia. Pero un campeonato más en la Be te consolida como un equipo de la Be.
Desazón con bronca porque en River se siguen cometiendo los mismos errores que nos llevaron a la Be. Y la pretensión de que somos distintos cae poquito a poco con jugadores que se lesionan y se cansan. No están resistiendo el ritmo de la presión y el contragolpe. Y lejos de crear un sistema que los aliviane, siguen cayendo en el juego que les propone el contrario.
El próximo partido viene a ser como un clásico. Contra Gimnasia y Esgrima. Ese equipo con el que el Negro J.J. López decidió empatar para no arriesgar. El mismo que marcó el antes, un River con ganas de punta, de lo que fue después, el descenso.
¿Tendrá ideas y recursos Almeyda? 


No hay comentarios.:

Publicar un comentario

bienvenido tu comentario, no la grosería....