24 nov. 2012

INDEPENDIENTE 2 - RIVER 2


RIVER salío en el segundo tiempo más armado y con mayor conexión. Keko, Martínez, Sánchez han podido triangular al toque. Ponzio arrancó tan importante como en el primer tiempo pero al igual que Cirigliano impreciso en las entregas.

A los 14 Ferreira centra abajo a los pies de Fredes frente a nuestro arquero que te diré que estaba vencido. Toca cayéndose y la manda por arriba del travesaño. ¡Gracias muchacho!

A los 15:30 Sánchez logra el segundo. Tiro libre, Ponzio coloca por abajo y profundo al área, centro que es rechazado y Sánchez saca un chutazo goleador. Nos ponemos 2 a 1.

A los 16 sale Mora y entra 13guet quien vuelve recuperado de una lesión. Nuestro goleador, te recuerdo tiene 1 gol en el torneo.
A los casi 23 ingresa Farías a nuestra área acompañado y Vega se queda con la bola pero tardó un montón en decidir salir y tirarse sobre la bola.

Independiente va por el empate y nuestro equipo se ha retrasado. ¿Será bueno? Por ahora, el Rojo avanza, logra corners y sustos en nuestra área. ¿Contraataque?. Veremos.

A los 26 el Rojo logra el empate. Horrible nuestra defensa y Vega….¡es Vega! Qué se va hacer. Tiro largo desde 30 o más metros, cabeza roja, rebote de Vega y el Tecla oportuno termina metiendo. Respondemos la pregunta anterior: no, no era bueno; fue fatal para nosotros.

Ahora River sube, ataca, luego del fatal retraso, River vuelve a empezar contra un Rojo agrandado por nuestra ineptitud en el juego defensivo.

Nuestra generación de juego está afectada.  Trezeguet no la ha tocado y Rogelio desapareció. Es lo que marca a un medio cambpo que no sabemos adónde se fue. Lo más angustiante es saber que está Barovero en el arco y una nueva pésima decisión de Almeyda puso en partido tan crucial a Vega.  Y todavía pide que lo echen: si Pelado, habrá que echarte.

Cirigliano hace una mano en nuestra área cambiando el sentido de la bola. Por suerte Pitana se hizo el dolobu. Zafamos, otra vez.

Buen centro largo a la cabeza de Rogelio en el área frente al arquero. Cabecea hacia abajo, rebote y domina Navarro. A los 38 minutos.
A los 41 el línea nos salvó del tercero de el Rojo, todos en offside.
A los 42 Rogelio recibe una bola que baja con la frente pero parece mano y cobran mano. Gonzalez Pires acalambrado (qué estado físico el de nuestros muchachos: Mora salió por cansancio y Pires agotado). Sale Pirez y entra Vella.

En tiempo de descuento, Vega captura una bola de gol de Ferreyra.

Fin del partido. Una desazón. Un solo punto, perdemos nuevamente 2 puntos y los 30 del mediocre objetivo de este River en decadencia, están lejos.

Para el Rojo, el empate en su cancha no deja de ser un triunfo: Los dos últimos partidos los perdió, había empatado el anterior y, antes de éste, dos más perdidos.

Para River es una derrota por no avanzar en el objetivo, y por ser el tercer empate seguido luego de un triunfo y dos empates y uno perdido anterior.

Desde esta columna propiciamos un fuerte cambio en River para el segundo torneo. Si por nosotros fuera, hubiéramos echado a Almeyda hace 5 fechas atrás de tal manera que un nuevo entrenador puediera hacer sus pruebas para el Apertura 2012. Pero bueno, la última fecha traerá definiciones. Si pretende quedarse, deberá ser echado si es que la guita está antes que los resultados.

Almeyda toma los 60 partidos jugados entre la Be y el Clausura más el Argentino y muestra un 61% de efectividad. Estadística frías que desprecian los “cómos” se logró el ascenso, la salida de el Argentino por penales y, ahora, con un objetivo absolutamente pedorro estamos sufriendo llegar a él.

Ciclo cumplido. Se va o se lo echa. Esperemos que la Comisión Directiva tenga ya definido al remplazante. No lo dudamos.



No hay comentarios.:

Publicar un comentario

bienvenido tu comentario, no la grosería....